Parque Arqueológico Città del Tufo
Áreas arqueológicas escondidas en toda la región Toscana
5 lugares Etruscos para visitar en Toscana
Valentina Dainelli
by Valentina Dainelli /es/autor/valentina-dainelli/

Toscana es muy conocida por ser la patria de la Civilización Etrusca que dejó muchos rastros en toda la región, así como muchas obras de arte que se exhiben en varios museos y sitios - echa un vistazo a estas publicaciones acerca de las 5 obras de arte Etruscas para ver

A continuación enumeramos 5 áreas arqueológicas que están fuera de los caminos muy frecuentados pero que definitivamente merecen una visita para todos los amantes de la arqueología deseosos de saber más sobre los Etruscos.

Cerca del centro del hermoso pueblo de Sarteano, en la provincia de Siena, se encuentra una grande y muy interesante necrópolis llamada "Necrópolis de Pianacce". Las primeras tumbas fueron descubiertas en el 1954, pero los hallazgos más sorprendentes fueron descubiertos en el 2003 cuando los arqueólogos encontraron la Tumba de la Cuadriga Infernal.

Esta grande tumba, del siglo IV a.C., está maravillosamente decorada con coloridas pinturas que representan un desfile fúnebre; en la escena principal vemos al Dios Etrusco Charun conduciendo un carro con dos leones y dos grifos, seguido de una escena que representa un típico banquete y luego una grande y colorida serpiente con tres cabezas.

Dentro de la tumba se encontraron también valiosos jarrones y otros objetos que ahora se conservan en el Museo Arqueológico de Sarteano.

Esta gran necrópolis se encuentra dentro del Parque Arqueológico del Tufo, en el área de Maremma, al sur de Toscana. Se encuentra cerca de la encantadora ciudad de Sovana y cuenta con varias tumbas Etruscas interesantes, como la Tumba Ildebranda. Corresponde al siglo III a.C. y es uno de los monumentos funerarios más importantes en esta área de Toscana. Está completamente excavada en la roca de toba e incluye dos partes diferentes: la parte externa que es un gran monumento con columnas y la cámara funeraria. Los arqueólogos encontraron evidencias de que el monumento estaba meticulosamente decorado y coloreado.

En la necrópolis también se encuentra la impresionante  Tumba de los demonios alados, que conserva una gran estatua de una figura que yace en un lecho de muerte en un nicho cubierto por demonios y leones, y que es un ejemplo significativo de tumba de edículo.

El Lago de los Ídolos, es un pequeño lago en la Montaña Falterona dentro del Parque Nacional del Bosque de Casentino. Este es uno de los sitios arqueológicos más misteriosos en Toscana relacionado con la civilización Etrusca; de hecho, en el 1838 se encontró por casualidad una estatuilla de bronce de Hércules. 

Después del primer hallazgo encontraron en total unas 650 estatuillas de bronce diferentes - algunas de ellas están expuestas en la Galería Nacional de Londres y otros museos internacionales. Más tarde, entre los años 2003 y 2007, los arqueólogos encontraron otras 200 estatuillas de bronce, que tienen forma humana y animal, 9.000 monedas Etruscas y unos 4.000 fragmentos de flechas de hierro.

Los eruditos piensan que las estatuillas eran ofertas religiosas a los Dioses Etruscos. La mayoría de estos hallazgos están expuestos en el Museo Arqueológico de Casentino situado en Bibbiena.

En la cima de la colina de Frascole, en la zona de Mugello, justo delante de la montaña Falterona donde se encuentra el Lago de los Ídolos, está ubicada la zona Arqueológica de Frascole.

El sitio conserva las ruinas de una gran construcción Etrusca de planta rectangular y muros macizos, que los arqueólogos suponen que fue un importante templo. Por otro lado, se encontraron vestigios de la insigne familia Veslana, por lo que también piensan que fue una fortaleza.

En la zona también se descubrieron hermosas losas de piedra que son estelas funerarias que ahora se exhiben en el Museo Arqueológico de Dicomano. En el museo se ven varias losas de piedra finamente decoradas, así como estatuillas Etruscas de bronce y otros objetos valiosos.

El Museo Arqueológico de Chianciano Terme es un lugar que aconsejamos visitar a los apasionados de los Etruscos. De hecho, el museo dedicó una gran parte de la exposición a la reconstrucción de varios sepulcros con sus ajuares funerarios que muestran objetos de cerámica negra, figuras de bronce y doseles Etruscos únicos.

La colección de doseles es una de las más importantes del mundo porque incluye urnas funerarias que tienen la forma de hombres y mujeres, así como de animales.